martes, 3 de febrero de 2009

Quack, Quack

En unos de esos momentos que tienes ganas de hacer algo fuera de la rutina me surgió utilizar el patrón que tenía hace tiempo de un pato. No tenía ni idea qué forma ni que tamaño tenía la obra final. No quería tampoco gastar mis telas de patchwork. Tenía una tela barata marrón y busque en mi baúl de restos de telas de las colchas hechas y me puse a trabajar. Realmente me sorprendió qué fácil y rápido era.

El patrón lo encontré cuando tuvimos que limpiar el cuarto de costura de mi madre. Creo que ella ni se acordaba de que lo tenía. También heredé un montón de telas de patchwork que las estoy utilizando poco a poco. Este es el resultado final .

1 comentario:

Maika dijo...

Hermoso el patito! Que bien elaborado está... Tengo mi cocina decorada con patitos, y estuve buscando alguna cosita más y encontré este patito tan lindo. De verdad es facil de hacer? Felicitaciones tienes un blog muy bonito. Te dejo un saludo desde Ecuador. Maika (O.O)

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...